domingo, 22 de agosto de 2010

¡¡RAPIDO, UNA ENFERMERA!!




Águeda está muy contenta porque se examinó hace quince días para una oposición a enfermera y ¡¡ha aprobado y ha conseguido su plaza fija!!así que el día uno de septiembre empieza a trabajar como enfermera en el Mimo-Hospital General, así que ya está preparada con su jeringuilla, el Betadine y el tensiómetro lista para curar a los enfermitos que la necesiten.
Ha estudiado mucho, así que se merecía aprobar, por cierto, a ver si me pasa a mi lo mismo que también me estoy preparando una oposición para la Administración y me examino el 20 de noviembre............
Esta Mimo-Enfermera se llama Águeda, le he puesto este nombre porque Santa Águeda es la patrona de las enfermeras.
Es un broche y mide 7cms (con la cofia incluida).

Os pongo la historia de Santa Águeda de Catania que me ha parecido interesante.Besitos.
Santa Águeda de Catania o Ágata de Sicilia
Santa Águeda de Catania fue una virgen y mártir según la tradición cristiana. Su festividad se celebra el 5 de febrero.
Rechazado por la joven que ya se había comprometido con Jesucristo, el Senador Quintianus intentó con ayuda de una mala mujer, Afrodisia, convencer a la joven Águeda, pero esta no cedió.
El Senador en venganza por no conseguir sus placeres la envía a un lupanar, donde milagrosamente conserva su virginidad. Aún más enfurecido, ordenó que torturaran a la joven y que le cortarán los senos. La respuesta de la que posteriormente sería Santa fue: "Cruel tirano, ¿no te da vergüenza torturar en una mujer el mismo seno con el que de niño te alimentaste?". Aunque en una visión vio a San Pedro y este curó sus heridas, siguió siendo torturada y fue arrojada sobre carbones al rojo vivo y revolcada en la ciudad de Catania, Sicilia (Italia). Además se dice que lanzó un gran grito de alegría al expirar, dando gracias a Dios.
Según cuentan el volcán Etna hizo erupción un año después de la muerte de la Santa en el 250 y los pobladores de Catania pidieron su intervención logrando detener la lava a las puertas de la ciudad. Desde entonces es patrona de Catania y de toda Sicilia y de los alrededores del volcán e invocada para prevenir los daños del fuego, rayos y volcanes. También se recurre a ella con los males de los pechos, partos difíciles y problemas con la lactancia. En general se la considera protectora de las mujeres. En el País Vasco se le atribuye una faceta sanadora.
Es la patrona de las enfermeras y fue meritoria de la palma del martirio con la que se suele representar.






3 comentarios:

Marjorie dijo...

¡Qué bonita Nuria!, no solo Águeda y su historia sino también el aprendizaje que nos dejas a través de la historia de Santa Ägueda de Catania.
Yo estoy segura que nuestro Creador te acompañará en esa oposición y nos contarás como le sucedió a Águeda, la enfermera mimosa, de tu éxito y tus logros en noviembre. Dios te Bendiga y acompañe siempre. Un abrazo y feliz domingo

NubeDePegatiinA dijo...

Que bonita es Águeda y la historia :)

Seguro que tu también apruebas, veras je,je.

Besitos.

Estibalitz Diaz de Durana dijo...

muchas gracias por pasarte! me alegro que te guste, que guapa la enfermera !! jajaja
un abrazo